Close

PROTEGIDA

RED CLASE MEDIA

QUEREMOS ASEGURARLE TIEMPOS MEJORES A LA CLASE MEDIA, PORQUE ES EL MOTOR QUE MUEVE CHILE CON SU TRABAJO Y ESFUERZO.

DATOS CLAVES

Hoy Chile es un país mayoritariamente de clase media. Si en 1990 cerca del 68% de la población vivía en situación de pobreza, hoy -casi tres décadas después- estas cifras han caído drásticamente, situándose en torno al 11% según las últimas mediciones oficiales. Entregar herramientas y oportunidades para que las cerca de dos millones de personas que viven en la pobreza puedan superar esa condición sigue siendo uno de los desafíos centrales de la política social. Sin embargo, no se puede desconocer que gracias al progreso de nuestro país la clase media constituye el sector más representativo de nuestra sociedad. 


La clase media se ha más que duplicado desde el retorno a la democracia, pasando del 27% de la población en 1990 al 65% en 2015, lo que equivale a decir que hoy bordea los 11,5 millones de personas.Este importante segmento de la población, si bien no vive en situación de pobreza, muchas veces queda fuera de los beneficios sociales del Estado puesto que supera los umbrales definidos para acceder a éstos y además en general no consideran sus necesidades. Asimismo, también enfrenta vulnerabilidades y contingencias inesperadas que pueden poner en riesgo sus avances o incluso hacerla retroceder a la pobreza, generando temores significativos respecto a ciertos aspectos puntuales de la vida. 


Debemos hacernos cargo de fortalecer a nuestra clase media, no sólo entregándole herramientas para ampliar sus libertades y mejorar su calidad de vida, sino también permitiéndoles mitigar sus principales temores, en ámbitos tan sensibles como por ejemplo su salud y la de sus seres queridos, la educación de sus hijos, el acceso a un buen empleo, la posibilidad de tener una vejez digna y con calidad de vida, y su seguridad personal y familiar. La política social de un país como Chile debe procurar atender preferencialmente a quienes están en una situación más desfavorecida en la sociedad, sin olvidarse de quienes ya accedieron a ciertas condiciones de vida de mayor bienestar, pero que mantienen vulnerabilidades las cuales pueden significarles retrocesos relevantes.


Un evento fortuito como una enfermedad o la cesantía no pueden significar que una familia completa caiga en forma abrupta en la pobreza o en situación de extrema vulnerabilidad. Por ello, durante el próximo gobierno crearemos una red de protección denominada “Red Clase Media Protegida” (CMP), que articulará a través de nuevos instrumentos o por medio del fortalecimiento de los existentes, la protección ante aquellas contingencias que generan mayores inseguridades y riesgos, tales como la pérdida del empleo, las enfermedades catastróficas, el pago de la educación superior de los hijos, la longevidad y la dependencia y ser víctimas de la delincuencia.


PRINCIPALES PROPUESTAS

¿Cómo se articulará la protección ante los distintos riesgos?

1. Desempleo

Para aquellos integrantes de las familias que caigan en desempleo, se fortalecerá el actual seguro de cesantía, no sólo simplificando el acceso y los beneficios de éste, sino también mejorando tanto la intermediación laboral como las alternativas de capacitación disponibles, para así potenciar su empleabilidad y facilitar su rápida reincorporación al mercado laboral.


La idea es actuar de manera integrada y gestionando la información de mercado laboral. La clase media se beneficiará de un servicio dispuesto para la búsqueda del empleo, la medición de sus habilidades y la orientación de su carrera o vocación.

2. Salud

También se buscará impedir que las enfermedades graves de los seres queridos se transformen en una catástrofe para las familias. Por ello, y de manera complementaria al AUGE, la ley de Urgencias y a la ley Ricarte Soto, ante un evento catastrófico en salud de carácter no ambulatorio, existirá un tope de gasto por parte de las familias, sean ellas beneficiarias de FONASA o Isapre. También se implementará una garantía AUGE Adulto Mayor, en función de los requerimientos y necesidades específicas de las personas mayores.


Respecto a la protección ante eventos catastróficos lo primero que urge realizar es una articulación de la información de acceso a los beneficios de protección existentes, de fácil comprensión y acceso para los beneficiarios de FONASA e ISAPRES. Para ello, implementaremos como parte de la Red CMP una plataforma digital que reúna información y orientación para un mejor uso de la red de protección en salud vigente a todos quienes gozan de un seguro de salud, ya sea en el asegurador público o privado. 


De manera adicional, se buscará proteger financieramente a beneficiarios de Isapre y FONASA ante un evento catastrófico no ambulatorio mediante las siguientes medidas:


• Beneficiarios de Isapres - Mejorar el acceso al actual beneficio de la CAEC (Cobertura Adicional para Enfermedades Catastróficas)


• Beneficiarios de FONASA – Mejoras al Seguro Catastrófico de FONASA


• AUGE Adulto mayor 


3. Financiamiento a la Educación Superior

Por otra parte, las políticas de financiamiento de la educación superior tendrán como objetivo evitar que la situación económica de las familias constituya un impedimento para que los hijos accedan a la educación superior. En nuestro gobierno, quienes no accedan a la gratuidad y requieran apoyo podrán financiar sus estudios a través de un nuevo Sistema de Acceso Solidario a la Educación Superior, compuesto por una combinación de becas y créditos administrados directamente por el Estado. 

 

El monto de la beca se destinará al alumno para que pueda escoger libremente la institución donde estudiar e implica que, hasta un monto a determinar, será el Estado quien asuma el costo de los aranceles de la institución de educación superior. En el entendido que nuestro sistema educativo es diverso y que no todas las instituciones tienen los mismos aranceles, en algunos casos puede existir una diferencia entre lo que cuesta estudiar y lo que se financia mediante becas. En ese caso, el estudiante podrá acceder a un nuevo sistema de crédito solidario otorgado por el Estado (se termina el Crédito con Aval del Estado). Este crédito no se paga mientras se estudia, solo se cancela al momento de egresar si se tienen ingresos, y tendrá un monto máximo de pago de hasta un 10% del sueldo mensual, por un periodo que nunca podrá superar los 15 años de pago (luego de eso se condona la deuda).

 

En concreto, los alumnos de clase media podrán combinar becas y créditos, de tal forma que mientras estudian no deberán hacer ningún desembolso para el pago de los aranceles. En el caso de los estudiantes de mayores ingresos también podrán acceder al Sistema de Acceso Solidario a la Educación Superior subsidiado por el Estado, específicamente a su sistema de créditos, haciéndonos cargo de las dificultades que puedan tener para seguir con estudios superiores. 

4. Longevidad y Dependencia

No es una sorpresa que el mayor temor de los adultos mayores hoy en día sea perder su autonomía y pasar a depender de otras personas. Para mitigar el riesgo de ver disminuidos sus ingresos y calidad de vida al envejecer, se implementará un conjunto de reformas a las pensiones que permitirán mejorar las jubilaciones de todos los chilenos. Así, en primera lugar, se aumentará en 4 puntos la cotización previsional con cargo a los empleadores, los que irán íntegramente a la cuenta de los trabajadores.

 

Asimismo, se implementará un mecanismo de aportes estatales complementarios para la clase media y para las mujeres, y se mejorarán las pensiones de quienes posterguen voluntariamente la edad de jubilación. Asimismo, quienes posterguen la edad de jubilación podrán retirar libremente un monto equivalente a la mitad del mayor ahorro conseguido entre la edad legal y la edad efectiva de pensión.

 

La Red Clase Media Protegida también buscará apoyar y acompañar a las familias en su rol de cuidado e integración de las personas mayores, puesto es en ella donde mayoritariamente se sienten más protegidas. Por ello, en caso de dependencia, crearemos instrumentos que permitan atenuar el impacto en las familias de contar con un integrante en dicha condición.  

5. Víctimas de Delitos Violentos

Uno de los mayores temores y preocupaciones de nuestra clase media es ser víctima de la delincuencia. Más allá de las medidas específicas que se han anunciado para el próximo gobierno a fin de hacer frente a la creciente falta de seguridad ciudadana, la clase media vive un temor adicional al verse enfrentado a ser víctimas de delitos violentos: a diferencia de los delincuentes, quienes tienen garantizado por parte del Estado la asistencia jurídica de un abogado, las víctimas de la delincuencia deben financiar por sí mismos un abogado para exigir sus derechos y pedir la reparación del daño, material y moral, que le hayan causado. Esto es de particular relevancia para quienes pertenecen a la clase media, puesto que el costo de un abogado puede llegar a ser tan elevado, que podría incluso llevarlos a renunciar a exigir sus derechos.

 

Para la clase media el temor o inseguridad que causa naturalmente la delincuencia va más allá de la mera pérdida de bienes materiales o de verse afectados por algún delito de carácter violento, sino que también incluye el miedo a no poder financiar una legítima defensa que les permita acceder a la justicia y reponer así el daño causado. 

 

Por ello, proponemos que las familias que sean víctimas de delitos violentos sean atendidas por el Programa de Apoyo a Víctimas del Ministerio del Interior y Seguridad Pública – el cual se transformará en la Defensoría de Víctimas de la Delincuencia – designándoseles un abogado que active la protección del Estado para las víctimas.

6. Institucionalidad Red Clase Media Protegida (CMP)

Finalmente, la Red CMP será coordinada a través de una Secretaría Ejecutiva dependiente de la Subsecretaría de Servicios Sociales del nuevo Ministerio de la Familia y Desarrollo Social. Esta Secretaría Ejecutiva tendrá a su cargo el buen funcionamiento de esta red de protección de la clase media, así como también el diseño y ejecución de las políticas de publicidad y promoción de los instrumentos que la componen mediante los actos administrativos que sean pertinentes. 


Por ejemplo, es necesaria la creación de una plataforma única de información y acceso a los beneficios que componen la Red CMP, lo cual podría ejecutarse bajo el alero de ChileAtiende.

INSTITUCIONALIDAD RED CLASE MEDIA PROTEGIDA

LONGEVIDAD


- Complemento Pensiones Clase Media.

- Retiro Programado Constante (Pilar Solidario)

- Seguro Dependencia

SEGURIDAD CIUDADANA


- Protección (defensa) para víctimas de delitos violentos

Subsecretaría de

Servicios Sociales

SALUD


- Seguro contra enfermedades catastróficas.

- AUGE Adulto Mayor

MINISTERIO DE FAMILIA

Y DESARROLLO SOCIAL

Secretaría Ejecutiva Red 

Clase Media Protegida

EMPLEO


- Seguro de Cesantía 2.0.

- Intermediación Laboral efectiva y mejores oportunidades de capacitación en caso de cesantía


ED. SUPERIOR


- Sistema de Acceso Solidario a la Educación Superior